Cataluña
|
Fuente
:
Anna Rocasalva

El Japón más “freak” aterriza en el Hospitalet

El Japan Weekend llega a La Farga cargado de propuestas para los más fanáticos del mundo asiático

Dom, 11 Mar 2018

A las 10 de la mañana de este sábado y domingo, la duodécima edición del Japan Weekend ha abierto las puertas con una cola que daba la vuelta a la manzana, donde cientos de amantes de Japón, y de la cultura asiática en general, esperaban con ansia poder entrar al recinto.

 

Japan Weekend es un evento nacido en 2008, enfocado a dar a conocer diversos aspectos de la cultura, costumbres y ocio japoneses. Se celebran varias ediciones al año en diversos puntos de España, siendo los más multitudinarias los de Madrid y Hospitalet de Llobregat.

 

Haciendo la cola, con una media de edad de 17 años y entre gritos de histeria y abrazos calurosos, uno ya se puede hacer una idea de qué se va a encontrar dentro del recinto de La Farga: una pequeña muestra de la vertiente más freak del país nipón; un festival pensado para desinhibirse con los fantasías más kawaii ("adorable", en japonés) y liberar el fenómeno fan que todos llevamos dentro.

 

La edición de este año, del 10 al 11 de marzo, ofrece a los asistentes una multitud de actividades y talleres, desde torneos de videojuegos, hasta juegos de mesa, cursos de iniciación al japonés y a la caligrafía shodo, pasando por conferencias, exhibiciones de diferentes artes marciales y demostraciones de baile.

 

Uno de los acontecimientos más esperados ha estado la presencia de varios representantes internacionales del mundo del cosplay. Es el caso de la famosa Yaya Han, una de las primeras cosplayers a nivel mundial en crear un modelo de negocio a partir de su afición.

 

El pasado viernes, Han anunciaba en su Instagram: "Queda un día para el Japan Weekend y por primera vez me vestiré del personaje de videojuego Black Cat D.Va, disfraz que justo he terminado de hacer!". Los admiradores más acérrimos també han podido Hacerse fotos con otros reconocidos cosplayers como la japonesa Saki Miyamoto, la rusa Gesha Petrovich o la valenciana Ayuru; todas ellas con miles de seguidores en las redes sociales.

 

Para los más neófitos, el cosplay consiste en recrear el aspecto físico y el carácter de un personaje, generalmente extraído de cómics, películas, libros, anime, manga o videojuegos.

 

El arte de imitar tu personaje preferido ha generado todo un movimiento contracultural y la magnitud de este fenómeno se ha hecho evidente este fin de semana cuando cientos de jóvenes, absolutamente entusiasmados, han podido lucir sus mejores galas freaks.

 

Dos escenarios, colocados en bandas opuestas del recinto, se han encargado de poner la banda sonora al evento, con sus concursos de karaoke y de baile, - como si el resto no hubiese sido suficiente para animar el constante histerismo adolescente que se ha vivido en el Japan Weekend -.

 

Ni los 10.000 metros de superficie de La Farga han sido capaces de amortiguar los gritos de la multitud, que han estallado cuando han subido al escenario un grupo que bailaba o cantaba hits de pop coreano o japonés.

 

Todo un fenómeno fan que ha sorprendido incluso a los vecinos de la zona, que miraban alucinados como el barrio se convertía en una especie de carnaval asiático durante el fin de semana.

 

 

Anna Rocasalva es periodista