Cada inicio de legislatura los diputados catalanes deben hacer su declaración de patrimonio, una condición indispensable para ser diputado de pleno derecho. En esta XII legislatura elegida el 21D destacan los patrimonios de los líderes del PSC y PP, así como el coche de alta gama de una diputada de JxCAT o los ahorros en Sicav de Anna Tarrés, la ex seleccionadora española de natación sincronizada, ahora diputada de Puigdemont.

Miquel Iceta, líder del PSC, declara ser propietario de dos viviendas por un valor catastral de 569.707 euros, más la mitad de un inmueble valorado en 15.221,40 euros. Asimismo, tiene 130.658,22 euros en acciones en bolsa, así como 116.167,21 euros en valores. No obstante, declara un préstamo hipotecario de 251.284,64 euros y un crédito personal de 10.433,63.

Xavier Garcia Albiol, presidente del PP catalán, declara la propiedad de tres viviendas, una de ellas al 50%. El valor total es de 750.000 euros, según su declaración. Además, Albiol posee un inmueble urbano de 3.000 euros, tres plazas de aparcamiento valoradas en 45.000 euros y un plan de pensiones en el que tiene acumulados 140.000 euros. No obstante, debe 283.000 de un préstamo. Albiol tiene un velero Baviera y un Audi Q5.

Carles Puigdemont, que ahora vive en Bélgica, declara la mitad de una vivienda valorada en 280.000 euros y un préstamo hipotecario de 105.195 y otro préstamo personal de 14.253 euros.

La ganadora de las elecciones, Inés Arrimadas, declara una vivienda y un aparcamiento de su propiedad. La primera valorada en 93.000 euros, mientras que la segunda en 15.000 euros. Asimismo, tiene invertidos 4.200 euros en acciones, pero tiene un préstamo de 2.200 euros.

Oriol Junqueras, que está encarcelado en Estremera, declara la mitad de una vivienda valorada en 199.840 euros, más otros 60.000 euros en otros inmuebles. Además, tiene acciones valoradas en 57.884 euros y un plan de pensiones con 111.220 euros.

Xavier Domènech, líder de Comú-Podem, assegura que no tiene propiedades y sólo declara 17.889 euros en el banco. En cambio, Jéssica Albiach declara su vivienda por valor de 267.470,63 euros.

Otro de los diputados con un importante patrimonio es Josep Rull. El exconseller de Territorio declara ser propietario de una vivienda, un local y un garaje por valor de 830.000 euros, así como un plan de pensiones con 58.041,73 euros. No obstante, debe 9.200 euros del préstamo para comprarse un automóvil.

En cuanto a la CUP, su líder, Carles Riera ha declarado una vivienda por valor de 105.005,90 euros, más el 50% de una finca rústica valorada en 61.550,63. No obstante, debe hacer frente a tres préstamos: un hipotecario de 90.000 euros, otro al consumo de 6.000 euros y un tercero por la compra de un coche Fiat 500 por valor de 12.000 euros.

Como curiosidades, destacar el Jaguar XF de la diputada de JxCat Laura Borràs o los 223.000 euros que Anna Tarrés posee en dos Sicav.