El vicepresidente de la Junta de Andalucía, Diego Valderas, ha afirmado hoy que ve "normal" la crítica a los poderes democráticos, entre ellos la justicia, aunque ha rechazado los "insultos personales" y las "descalificaciones".

"Todos los poderes democráticos están sometidos a crítica"
En declaraciones a los periodistas en Córdoba, Valderas se ha referido a la protesta que llevaron a cabo ayer varias decenas de sindicalistas a la puerta de los juzgados donde la juez instructora de los 'ERE's', Mercedes Alaya, interrogaba a varios cargos en relación con el cobro de sobrecomisiones. En este sentido, el vicepresidente regional ha apuntado que "todos los poderes democráticos están sometidos a la crítica", aunque nunca desde "insultos personales ni difamaciones", porque "esa no es la vía democrática". A su juicio, en democracia es "normal" que haya llamadas de atención en el marco del respeto y la educación, porque "para ejercer una crítica nunca hay que llegar al insulto personal".

Críticas a la "lentitud exagerada" en relación al caso 'ERE'
Sin embargo, ha criticado la "lentitud exagerada" de la justicia en relación al caso 'ERE', y ha apostillado que "Andalucía necesita conocer de una vez por todas el alcance de las responsabilidad políticas, administrativas y penales de un caso tan duro como éste".