Primer round del combate que PSOE e IU mantiene a cuenta del viaje que pretende hacer el vicepresidente Valderas a los campamentos de Tinduf. De momento la primera batalla se ha decantado del lado de los socialistas. Si este asunto termina en guerra se sabrá en breve pero de momento Valderas se queda en tierra. El viaje a Tinduf es un imposible al menos en como miembro del Gobierno andaluz.

No viajará
Y es que de momento el vicepresidente de la Junta de Andalucía, Diego Valdearas (IU), no viajará a los campos de refugiados saharauis en calidad de miembro del Gobierno andaluz, una visita que el Ejecutivo presidido por Susana Díaz no considera "aconsejable".

Contacto de la presidenta con Valderas
La presidenta ha mantenido hoy un contacto con Valderas minutos antes de que comenzase la reunión semanal del Consejo de Gobierno, durante el cual le ha ratificado su oposición sobre este asunto, que es la "posición oficial" del Ejecutivo andaluz, según ha dicho en rueda de prensa su portavoz, Miguel Ángel Vázquez.

El portavoz del Gobierno andaluz, Miguel Ángel Vázquez, no ha aclarado, al considerar que es una cuestión que no le corresponde, si Valderas se desplazará a los campos de refugiados saharauis como representante de Izquierda Unida.

Estabilidad del gobierno
Vázquez ha subrayado que hasta el día de hoy el Gobierno andaluz de coalición PSOE-IU ha tenido estabilidad y ha sido "un espejo de las políticas progresistas en España", un valor que a su juicio tienen que saber "preservar las dos formaciones que sustentan" al Ejecutivo autonómico.

Abre un periodo de reflexión
La respuesta del Vicepresidente ha sido trasladar a Susana Díaz que abre un periodo de reflexión antes estos hechos. Una reflexión que la compartirá con su departamento y cuyos resultados serán transmitidos posteriormente a la presidenta de la Junta y al comité de enlace, órgano de coordinación del pacto PSOE-IU.