Según fuentes socialistas, Alfredo Pérez Rubalcaba hará un acto de presentación ante militantes y simpatizantes del partido en un hotel de la capital, como hoy publica Diario de Almería . Es el movimiento realizado por el exministro del Interior para tratar de neutralizar el indudable éxito conseguido por su excompañera de Gabinete.

Estuvieron en Olula
El movimiento supone también un riesgo más que importante, ya que habrá que comprobar quién se presenta en el acto y de inmediato surgirán las comparaciones. En Olula, estuvieron dos consejeros en activo, Mar Moreno y Francisco Álvarez de la Chica, y dirigentes socialistas destacados como Barreda, además de una buena parte de la representación del PSOE de las provincias de Jaén, Granada y Murcia. Quienes se acerquen a escuchar a Rubalcaba, deberán superar esa comparación. En cualquier caso, la representación institucional parece volver a recaer en la secretaria de Organización, Susana Díaz, además de en la Ejecutiva provincial del PSOE encabezada por su secretario general, Sánchez Teruel.

Componente sentimental
Sea como fuere, el acto del pasado sábado parece haber dado en la línea de flotación de Rubalcaba y su reacción no se ha hecho esperar. El movimiento fue confirmado ayer por Diario de Almería y serán los días que quedan hasta la celebración del Congreso Federal los que determinen quién de los dos se hace con el componente sentimental que parece haberse levantado en Almería. Nunca tan pocos delegados en una representación tan amplia habían tenido una importancia simbólica más grande. En cualquier caso, la provincia, está en el centro de la batalla por un puñado de votos.