La Guardia Civil, a la espera de los resultados de la autopsia, baraja el accidente como principal hipótesis de la muerte este miércoles en el municipio malagueño de Coín de un niño de tres años tras precipitarse por el ojo patio de su edificio. El pequeño cayó a un patio interior desde la ventana del dormitorio de su vivienda, situada a una altura aproximada de 9,15 metros, según han señalado a Europa Press fuentes de la investigación. La Guardia Civil recibió sobre las 11.45 horas una llamada alertando de que un menor se había caído en un bloque de la calle Manuel García y que estaba tumbado en el suelo sin moverse. Pese a las tareas de reanimación practicadas, los servicios de emergencias sanitarias no han podido hacer nada por salvar su vida, certificando la muerte a las 12.45 horas. Por su parte, el Ayuntamiento de Coín ha declarado un día de luto por el fallecimiento del menor. Así, ha suspendido los actos festivos programados para este miércoles con motivo de sus fiestas patronales, que comenzaron el pasado lunes. Desde el Consistorio han señalado en un comunicado que el alcalde, Fernando Fernández Tapia, ha firmado un decreto en el que suspende los festejos de este miércoles en señal de duelo por la muerte del menor, que ha tenido lugar alrededor de las 12.00 horas.