El presidente del PP-A, Juanma Moreno, ha criticado el "desprecio" de la jefa del Ejecutivo andaluz, la socialista Susana Díaz, hacia los ayuntamientos gobernados por los 'populares', y ha anunciado que si llega a la Presidencia de la Junta de Andalucía, algo que "cada día está mucho más cerca", por ley habrá una reunión, al menos cada seis meses, con los principales alcaldes de la Comunidad. Moreno, que ha clausurado este domingo la Convención Intermunicipal que, bajo el lema 'Nuestra prioridad, Andalucía', el PP-A ha celebrado este fin de semana en Málaga, ha dicho que "cuando sea presidente de la Junta, por ley, obligaré a que haya al menos cada seis meses una cumbre con los alcaldes más importantes de Andalucía para hablar de los problemas de sus vecinos". "Por ley, obligatoriamente, porque los alcaldes siempre estarán presentes en Andalucía", ha afirmado. El presidente del PP andaluz, que ha dejado claro que viene del municipalismo, que "es el corazón que hace vibrar al Partido Popular", ha denunciado que la jefa del Ejecutivo andaluz "haya olvidado absoluta y completamente al conjunto de los ayuntamientos de Andalucía". "Es más, los ha despreciado", ha criticado. "Susana Díaz ha ido en su coche oficial pasando de ciudad en ciudad sin ni siquiera hacer un parón para reunirse con el legítimo representante del conjunto de los vecinos y decirle en qué puede ayudarle para que los ciudadanos vivan mejor", ha lamentado Moreno ante un aforo de más de un millar de personas. PERDÓN, PERDÓN, PERDÓN Frente a esto, ha relatado, "Díaz le dice al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que necesita hablar con él y éste, en un año, la recibe dos veces". "Esa es la diferencia de talante y de espíritu y de cómo construir sociedad e institución y de cómo servir al conjunto de los ciudadanos", ha expuesto. También ha reclamado a Díaz que "baje de ese Palacio de San Telmo" y "asuma responsabilidades" por su gestión, y, de hecho, ha opinado que, "cada vez que sale a un acto público, tendría que pedir a los andaluces perdón, perdón y perdón" y "no ir con una actitud absolutamente altiva y soberbia". Ante esta situación, ha lamentado que el Ejecutivo de Díaz, que ha evidenciado su "inutilidad" e "incapacidad" y que "es el Gobierno más vago y flojo que ha habido en los últimos 30 años en Andalucía", sea, además, "sordo", no atendiendo las propuestas de los 'populares'. Así, ha mencionado la reforma fiscal para que "los andaluces podamos tener de media 400 euros más en el bolsillo" y para que, "por justicia y dignidad", se suprima el Impuesto de Sucesiones y Donaciones. DESGOBIERNO ABSOLUTO Ha puesto ejemplos de ese "desgobierno" que vive la región, de "la Andalucía real", tales como la situación de las Urgencias hospitalarias; la tasa de desempleo, que debería "sonrojar permanentemente a la presidenta"; "el no dar un futuro" a los jóvenes; el "descontrol" de las cuentas públicas en materia de empleo, o el haber dejado de gastar 500 millones de euros en 2014 para políticas de empleo. Por ello, Moreno ha asegurado que se levanta cada día "con la fuerza y la ilusión de que podemos construir algo distinto" y ha insistido en su convencimiento de que "queda poco para que yo sea presidente de la Junta". "Vengo a ganar las elecciones, que no le quepa la menor duda a nadie, y a ser, por fin, el primer presidente no socialista en San Telmo", ha subrayado. Para ello, ha dicho que tiene "la ilusión, la convicción y la fortaleza". También ha puesto en valor que los alcaldes 'populares' "hayan hecho lo que otras instituciones, especialmente la Junta, no han sabido hacer". Según ha criticado, "el socialismo andaluz no ha sido capaz de entender nunca, ni en 32 años, que los ayuntamientos no son sus enemigos, no son sus adversarios, sino leales socios institucionales". EL PAÍS DE RAJOY En su intervención Moreno ha tenido también palabras de elogio para la gestión del Gobierno de Mariano Rajoy, que ha conseguido que "el país vaya en la buena dirección, en la senda de la recuperación económica", mostrándose convencido de que a lo largo del presente año "vamos a entrar en una recuperación neta económica y, por tanto, de creación de empleo".