El Ayuntamiento de Marbella (Marbella) ha manifestado que va a ofrecer ayuda económica y una alternativa habitacional a las familias que mañana serán desahuciadas de las viviendas que ocuparon en la corrala La Urba, en la zona de Nueva Andalucía.

24 familias, 70 personas
Veinticuatro son las familias afectadas que engloban a setenta personas, veinte de ellas menores, algunas de las cuales se han concentrado hoy a las puertas del Ayuntamiento de la localidad. La concejala de Derechos Sociales del Ayuntamiento, Victoria Morales (IU), ha señalado en un comunicado que "la administración no puede dejar desamparadas a estas familias y va a seguir trabajando para que salgan de la situación de exclusión social".

Aplazamiento inicial con Cajasur
La edil ha aclarado que la Oficina de Intermediación Hipotecaria, vinculada a su delegación, consiguió un aplazamiento de treinta días con la entidad bancaria Cajasur, propietaria de las viviendas ocupadas, que fue posteriormente ampliado por la intermediación de un abogado que representaba a las familias. Además, se informó a las familias afectadas de la posibilidad de solicitar tanto una vivienda social como una ayuda económica para poder hacer frente a un alquiler.

Ayudas económicas
Morales ha precisado que el Ayuntamiento recibió once solicitudes, de las que seis han sido aprobadas y recibirán una ayuda económica inicial de 2.000 euros, mientras que cuatro fueron archivadas, al no presentar la documentación pertinente, y una fue rechazada al no cumplir los requisitos mínimos establecidos. Los afectados se quejaron esta mañana durante la concentración de que no habían recibido ningún tipo de ayuda del consistorio.