Esta vez el PP andaluz ha decidido no morderse la lengua. Ayér salió en defensa del líder de partido y de lo que considera injustos ataques de compañeros del partido por la derrota del 22-M. Su cerrada defensa del liderazgo de Rajoy parece más bien síntoma de la debilidad actual del presidente. La secretaria general del PP andaluz, Loles López, ha defendido este sábado la "labor extraordinaria" que, en su opinión, está realizando el presidente de los 'populares' andaluces, Juanma Moreno, "en la etapa política más inestable de los últimos tiempos en la comunidad", y ha pedido "respeto" para el PP-A. Ha sido a través de un comunicado en el que López ha manifestado sentirse "orgullosa" de pertenecer al PP, "un partido cohesionado, centrado en las soluciones, con un objetivo común y compartido que es mejorar la vida de los españoles, vivan donde vivan", frente a quienes "han convertido sus partidos en una guerra de familias o en una guerra de egos para subir escalones en política nacional". "En el PP hay un partido unido y un liderazgo indiscutible de Mariano Rajoy", ha aseverado la dirigente 'popular' antes de añadir que, "como siempre, seguimos respaldando todos los órganos de dirección de nuestro partido". De igual modo, López ha expresado también en su nombre "y en el de todo el PP", su "respeto, cariño y apoyo a todos los militantes del PP de Andalucía", al tiempo que ha pedido "el mismo respeto" para el PP andaluz, en el que "estamos todos juntos trabajando con Juanma Moreno", según ha zanjado. Estas declaraciones de la secretaria general del PP-A se producen después de que la portavoz del PP castellano-manchego, Carmen Riolobos, haya afirmado que "los que perdieron en Andalucía" ahora se dedican "a desestabilizar" el PP, unas palabras que el portavoz adjunto de los 'populares' en el Congreso de los Diputados, Agustín Conde, ha avalado este sábado en rueda de prensa.