Sin premeditación, ni alevosía. La semana arrancaba con un encuentro inesperado e imprevisto. La  presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, y el alcalde de Jaén, José Enrique Fernández de Moya, se veían por primera vez las caras después de un sinfín de desencuentros entre ambos políticos desde el inicio del mandato municipal. El acto lo requería. Se inauguraba el nuevo centro de Asociación Provincial Prominusválidos Psíquicos de Jaén (Aprompsi),  que ha contado con el apoyo de las administraciones estatal, autonómica y local, así como con la colaboración de otras entidades. Estaba confirmada la presencia de la presidenta del Gobierno andaluz, pero no la del regidor jiennense. A última hora de la mañana una nota del Gabinete de la Alcaldía informaba de la presencia de Fernández de Moya, acompañado por el subdelegado del Gobierno, Juan Lillo. Era el primer encuentro de ambos dirigentes. No hubo sorpresas, el distanciamiento entre ambos políticos fue más que notorio. Un recibimiento frío, unas palabras de reproche por parte del regidor jiennense por no recibirle en estos tres años y medio al tiempo que le hacía entrega de una carta en la que solicitaba "a la mayor brevedad posible" una reunión para tratar asuntos de la capital. IGUALDAD, DIGNIDAD Y AUTONOMÍA Sin embargo, la presidenta de la Junta tenía claro cuál era el objeto de su visita. No era el momento de los reproches. Hace un año, coincidiendo con el 50 aniversario de esta asociación, Díaz comprometió su asistencia a la inauguración de este nuevo edificio de Aprompsi. Durante su intervención, evidenció la lucha de su gobierno "por la igualdad, la dignidad y la autonomía personal" y el mantenimiento de la Ley de la Dependencia "a pesar de la crisis". Aludió a su  defensa y al apoyo de las políticas de igualdad de oportunidades, "ya que en la actual coyuntura es fácil que lo primero que se quede en el camino sea el derecho de las personas y seguramente cuando se salga sea irrecuperable".  "Eso marca mucho a un gobierno progresista como el que yo presido", ha asegurado para referirse a la aprobación de la Ley de Fomento de la autonomía personal y de apoyo a la discapacidad "como un instrumento más en favor de la igualdad a la que debe estar dirigida la labor de los gobernantes". No obstante, ha reconocido que una de las mayores dificultades a las que ha tenido que hacer frente ha sido la apuesta por la Ley de Dependencia. "Sabía que eran ocho años de una norma que había dado posibilidades, autonomía, dignidad, mucho empleo también y era fundamental. Y no es casualidad que hoy Andalucía dedique cada día tres millones de euros a la dependencia, lo mismo que se gasta en el resto de toda España", ha subrayado en presencia del presidente de la Diputación, Francisco Reyes, el alcalde de  Jaén y del subdelegado del Gobierno. CUATRO MILLONES DE EUROS Este último ha  puesto el acento en el compromiso y la sensibilidad del Ejecutivo de Mariano Rajoy con los asuntos sociales, apuntando en este terreno que en 2014 destinó "más de cuatro millones de euros" en la provincia a proyectos que gestionan diversas organizaciones como la propia Aprompsi, que ha recibido una partida de 700.000 euros. Por su parte, Fernández de Moya remarcó la implicación y la colaboración del Ayuntamiento y del Gobierno del PP, destacando el trabajo incansable de esta asociación para normalizar, dignificar y mejorar la calidad de vida de las personas con discapacidad. Mientras, el presidente de la Diputación Provincial de Jaén valoró el trabajo desarrollado por esta entidad  y su contribución en la creación del Instituto de Patronato de Asuntos Sociales (IPASS) que con el tiempo daría lugar al área de Igualdad y Bienestar Social de la Diputación. "Un departamento, ha explicado, fundamental en el ente provincial como lo demuestra el presupuesto previsto para este año que asciende a 64 millones de euros". El acto comenzaba con unas palabras por parte del presidente de Aprompsi, Vicente Oya, que ha mostrado su "satisfacción, gratitud y compromiso" con todas las entidades que han colaborado en esta iniciativa. El edificio, construido sobre una superficie de 1.900 metros cuadrados, alberga en un mismo espacio la Unidad de Estancia Diurna con Terapia Ocupacional 'Manuel Millán', cinco viviendas tuteladas para personas con discapacidad intelectual, oficinas para todos los servicios centrales de la Asociación y el Servicio de Atención Temprana, con una sala de estimulación multisensorial, piscina terapéutica y sala de fisioterapia. VISITA AL CONSERVATORIO Por la mañana, la presidenta de la Junta ha inaugurado la nueva sede del Conservatorio Elemental de Música "Bartolomé Ramos de Pareja" en Baeza (Jaén), donde 132 alumnos cursan estudios de clarinete, piano, saxofón, trompeta, violín y violonchelo. La Consejería de Educación, Cultura y Deporte ha ofertado para este curso cerca de 25.000 plazas para las enseñanzas elementales y profesionales de música. Susana Díaz ha visitado igualmente el Centro de Educación de Adultos, ubicado también en este edificio, reformado y modernizado por el Ayuntamiento de Baeza, que ocupaba anteriormente instalaciones provisionales y que ahora dispone de un espacio propio adaptado a las necesidades de los usuarios. Este centro de adultos cuenta con cinco maestros y 371 alumnos matriculados en diversos planes educativos.