La Semana Santa de La Línea de la Concepción se celebrará en una situación "excepcional", según lo ha anunciado la alcaldesa, Gemma Araujo (PSOE), en una comparecencia de prensa tras las dudas por parte del Consejo Local de Hermandades y Cofradías que anunció, en principio, la suspensión de los desfiles procesionales "por la falta de efectivos de seguridad" derivada del impago de las nóminas municipales.

Debate en las Hermandades
El Pleno del Consejo Local de Hermandades y Cofradías de La Línea de la Concepción decidió, tras celebrar una sesión extraordinaria este viernes, suspender las procesiones previstas para esta Semana Santa al "no garantizarse la seguridad de las hermandades en la calle". Así lo ha comunicado el propio Consejo Local de Hermandades en un comunicado, en el que ha explicado que se ha adoptado esta decisión tras "evaluar la seguridad" que envolvería el recorrido de las procesiones por las calles.

Rectificación de las Hermandades
De esta manera, las hermandades han rectificado su primera decisión al respecto, adoptada este jueves, cuando informaron de que, pese al "desamparo policial y a la dejación de funciones de la autoridad competente", esta Semana Santa saldrían en procesión "para no incrementar el malestar social existente y los daños económicos a la maltrecha situación de la ciudad".

No hay colaboración
En aquel momento el Consejo Local de Hermandades afirmó que, tras mantener varias reuniones con el Ayuntamiento linense, no había encontrado "colaboración" ni en la Alcaldía ni en los Cuerpos de Seguridad "para montar el dispositivo de seguridad necesario para que los cortejos procesionales salgan a la calle".

52 agentes de baja
La alcaldesa, Gema Araujo, ha explicado que actualmente "hay 52 agentes de baja" de una plantilla de 111. No obstante, y tras calificar de "irresponsable" la actitud de los agentes, ha mostrado su convicción de que la ayuda de los cofrades y del pueblo de La Línea permitirá "salir a las calles y cumplir con la tradición y la fe de los linenses".

Confirmada la salida de algunas
Según Araujo, la decisión de cada Hermandad es "respetable", ya que serán las Juntas de Gobierno las que decidan, aunque las tres primeras, las dos del Domingo de Ramos y la del Lunes Santo, "han confirmado que saldrán". Lo harán con la ayuda de voluntarios y con un esfuerzo "del Ayuntamiento, que va a colocar el doble de vallas de lo habitual para regular el tráfico", así como con la presencia de efectivos de Protección Civil.

Un seguro de responsabilidad
La regidora también ha confirmado que ha sido necesario firmar un seguro que exima de responsabilidad a todos los hermanos mayores, por importe de 2.000 euros, en el caso de que ocurra algún incidente.