Moreno se ha pronunciado de este modo al inicio de la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Consejo de Gobierno para valorar las últimas informaciones relativas a la declaración ante la Guardia Civil del que fuera chófer de Guerrero, J.F.T.B., en cuanto a que parte de los 900.000 euros que recibió este exdirector general en subvenciones otorgadas por la Junta los destinó a comprar cocaína.

Puesto en conocimiento del juzgado
"El Gobierno andaluz no va a entrar en el destino que el señor Guerrero u otras personas hayan podido dar o no a los fondos que se hayan podido defraudar, esa es una cuestión que tendrán que determinar los tribunales", ha señalado en primer lugar la titular andaluza de la Presidencia, que ha recordado que "no estamos ante un caso nuevo, sino que estamos hablando del mismo caso de los ERE, y no es algo que haya ocurrido hoy ni ayer, ya que estas ayudas en concreto se concedieron en febrero de 2004 y la Junta naturalmente las ha puesto en conocimiento del juzgado".

"Inmenso daño"
Tras proclamar que "no hay quien le gane al Gobierno de Griñán condenando este caso", Moreno ha querido dejar claro que desde el Ejecutivo andaluz "no es que no vayamos a perder ni un minuto defendiendo al señor Guerrero, es que este Gobierno le está acusando, mirando con lupa la gestión de este señor y queremos que la Justicia actúe con contundencia no sólo por el daño que se haya podido causar a los recursos públicos, sino por el inmenso daño que le está causando a la imagen del Gobierno andaluz".

Al gobierno andaluz le repele este asunto
"Al presidente Griñán, a mí y a todos los miembros del Gobierno nos repele este asunto y que se nos quiera mezclar con personas deshonestas", ha señalado la consejera, que ha resaltado que "a diferencia de otros gobiernos que hoy tienen incluso a sus presidentes sentados en el banquillo, nosotros -la Junta- no tapamos, no justificamos, no defendemos a nadie que pueda ser culpable, sino que lo que estamos haciendo es denunciar, colaborar con la Justicia, llevar cada papel, investigar hasta el fondo, porque queremos que caiga todo el peso de la Ley sobre quien se haya aprovechado de un solo euro de los andaluces".

No le quitan ni "un gramo de gravedad"
En este sentido, Moreno ha querido dejar claro que desde la Junta "no estamos quitando ni un gramo de gravedad a este asunto y estamos combatiendo a muerte en los tribunales como corresponde a un gobierno honesto", aunque sí ha criticado que "el PP desvía una y otra vez la atención, incluso procesalmente como hemos tenido oportunidad de demostrar hasta la saciedad, sobre lo que nos parece el objetivo fundamental, que es sentar en el banquillo a quien se haya aprovechado y utilizado recursos públicos para cualquier finalidad que no fuera la prevista por la ley".

Trampas procesales
En su opinión, "cuando el PP insiste en pedir una y otra vez responsabilidad de Griñán en este asunto sólo está desviando la atención" por medio de "trampas procesales", ya que ha señalado que las ayudas a que se refiere la declaración del exchófer de Guerrero "se conceden en el año 2004, cuando Griñán era diputado en el Congreso y ni siquiera formaba parte del Gobierno andaluz".

Lamentos de Mar Moreno
"Toda la manipulación que realiza el PP tiene clara intencionalidad electoral", ha lamentado Moreno, que ha subrayado, en cualquier caso, que "ello no le quita gravedad al asunto y por eso aquí hay un gobierno que no tapa, que no justifica, sino que persigue, que destapa, que investiga y que quiere llegar hasta el final de este asunto".