El Consejo de Gobierno ha aprobado la organización territorial provincial de la administración de la Junta de Andalucía, que reduce de 97 a 49 los altos cargos en el ámbito provincial. De este modo, la Junta contará en cada provincia con un delegado del Gobierno de la Junta, que tendrá labores de coordinación, y cinco delegados territoriales cuyas respectivas áreas serán asuntos económicos y de empleo; educación, cultura y deporte; fomento, infraestructuras y turismo; salud y políticas sociales; y agricultura, pesca, medio ambiente y ordenación del territorio.

Una administración austera, eficaz y eficiente
Según ha explicado en rueda de prensa la consejera de la Presidencia e Igualdad, Susana Díaz, esta nueva estructura periférica persigue dotar a la Junta de una "administración austera, eficaz y eficiente" con el objetivo de "reducir el gasto público y profesionalizar los servicios que se prestan a la sociedad confiando mayor peso técnico a las estructuras de las delegaciones del gobierno y a los delegados territoriales".

Un ajuste normativo que no ha sido fácil
Díaz ha puesto en valor que la aprobación de la nueva estructura periférica supone un "cumplimiento" del compromiso asumido por el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, antes de cumplir "los primeros cien días de gobierno" y tras un "ajuste normativo que no ha sido fácil" y que ha exigido modificar la Ley de Administración de la Junta de Andalucía.

Nueve delegados del Gobierno
Según ha detallado la titular de la Presidencia, los únicos puestos ocupados por altos cargos en la nueva estructura provincial son los nueve delegados del Gobierno —uno por provincia y un noveno en el Campo de Gibraltar— y los 40 delegados territoriales, ya que el resto de puestos de la estructura periférica serán ocupados por funcionarios de carrera del grupo A.

En junio ya hubo otra reducción
La Junta ya abordó a principios de junio una reducción del 16 por ciento de altos cargos en sus servicios centrales derivada de la reducción del número de consejerías en la nueva legislatura.