La Fiscalía de Sevilla ha decidido no abrir diligencias penales contra el abogado de uno de los acusados por el caso de los 'ERE' fraudulentos, ya que sus "exabruptos" contra la juez instructora, Mercedes Alaya, forman parte de la libertad de expresión.

Por supuestas expresiones injuriosas
La Sección Séptima de la Audiencia había propuesto la apertura de diligencias penales contra Juan Pedro Cosano, abogado del dueño de la empresa Uniter, José González Mata, por las supuestas expresiones injuriosas contra la juez Alaya vertidas en un escrito referido a la libertad bajo fianza de su cliente. La fiscal jefe de Sevilla, María José Segarra, dice en un decreto de archivo que debe primar la libertad de expresión y que las expresiones proferidas por el abogado se encuentran en su mayor parte "en torno a la argumentación del letrado orientada a llamar la atención sobre la imposibilidad de su cliente de prestar fianza".

Una multa
Pese a ello, Segarra detecta "excesos verbales que pudieran tener encaje en la vía disciplinaria" mediante una multa que debe imponer el propio tribunal, según la Ley Orgánica del Poder Judicial.