La consejera de Hacienda y Administración Pública, Carmen Martínez Aguayo, ha mostrado su "enorme satisfacción" por la desviación del objetivo de déficit con que ha cerrado Andalucía el año 2012, que ha calificado de "muy pequeña" y que se ha situado en el 2,02% del Producto Interior Bruto (PIB). Asimismo, ha señalado que esta cifra demuestra el "esfuerzo y compromiso" del Gobierno andaluz con la consecución de la estabilidad presupuestaria.

Responde a un "esfuerzo sin precedentes"
Martínez Aguayo ha afirmado que este resultado final responde a un "esfuerzo sin precedentes" y ha recordado que en un año se ha conseguido disminuir el déficit un 40%, ya que en 2011 fue del 3,46%, lo que para Andalucía ha supuesto más de 2.000 millones de euros. Por ello, ha destacado que es un "buen dato para Andalucía y para España que pone de manifiesto con rotundidad el compromiso que siempre ha demostrado Andalucía con la estabilidad presupuestaria".

No se producirán nuevos ajustes
A pesar de que Andalucía supera en más de medio punto el objetivo máximo de déficit fijado por el Gobierno central para las comunidades autónomas, la titular de Hacienda a asegurado que no se producirán nuevos ajustes presupuestarios en la comunidad, ya que las cuentas de este año "están situadas ya para cumplir con el objetivo del 0,7% que está planteado ahora mismo".

Se ha logrado "sin privatizar ni cerrar servicios"
La consejera ha subrayado que este "magnífico resultado, que nos alienta para seguir trabajando como hasta ahora por nuestro propio camino", se ha logrado "sin privatizar ni cerrar servicios ni hacer despidos masivos de empleados públicos" y "a pesar de dificultades como la subida del IVA sin compartir la recaudación con las comunidades autonómas, del bloqueo del Gobierno a la subasta de medicamentos y de que no hayan sido atendidos los 1.504 millones que reclamamos de la Disposición Adicional Tercera".

También hay que "combatir el desempleo y el paro"
"Vamos a seguir profundizando en el camino que tenemos marcado para contribuir a la estabilidad y a la sostenibilidad de los servicios públicos sin privatizar, sin recortar prestaciones ni derechos a los ciudadanos y sin hacer despidos masivos de trabajadores", ha puntualizado Martínez Aguayo, que ha defendido que "el déficit no puede ser el único objetivo de la política económica, sino combatir el desempleo y el paro".

Se espera que sea revisado el déficit en próximos encuentros comunitarios
Asimismo, ha recordado que "siempre hemos estado comprometidos con este objetivo del Gobierno porque entendemos que tenemos que tener una imagen en la UE que permita flexibilizar el objetivo de déficit", y ha confiado en que sea revisado en próximos encuentros comunitarios.

"Nuestro problema es de ingresos, no de gastos"
Martínez Aguayo ha reiterado que "nuestro problema es de ingresos, no de gastos", y ha reclamado al Ejecutivo central que revise el modelo de financiación autonómica y el reparto "no equilibrado" del déficit entre el Gobierno y las comunidades autónomas, "como se acordó en la Conferencia de Presidentes". Sobre este asunto, ha recordado que el pasado año el Gobierno se adjudicó en su totalidad la flexibilización de un punto del objetivo de déficit autorizada por la Unión Europea "cuando las comunidades autónomas somos las que prestamos los servicios públicos fundamentales".