La compra de estas unidades posibilitará mejorar la fiabilidad y la disponibilidad del servicio, así como aumentar la capacidad de transporte del suburbano ante las posibles puntas de demanda, dando respuesta así a la consolidación de la demanda y al crecimiento sostenido de viajeros, además de reforzar también los dispositivos para servicios especiales.

Acuerdo con CAF
Metro de Sevilla rubrica así el acuerdo alcanzado el pasado año con CAF, que suministró la flota inicial (17 unidades de la gama Urbos 2), para adquirir las cuatro unidades Urbos 2 que estuvieron prestando servicio al Metrocentro de Sevilla hasta su sustitución el pasado año por otras con acumuladores de carga rápida para circular sin catenaria por el tramo del casco histórico. Estos cuatro trenes se fabricaron originalmente para la línea 1 del metro pero se cedieron en 2007 a Metrocentro para la puesta en servicio del tranvía urbano.

Adaptación en la factoría de Linares
Una vez formalizada la compra, en las próximas semanas dichos trenes se trasladarán desde Sevilla hacia la fábrica de CAF Santana en Linares (Jaén) para someterse a un proceso de adaptación a las características y prescripciones técnicas de la explotación del metro. En concreto, los trenes requieren, a diferencia de la explotación tranviaria (conducción a la vista), de la incorporación de equipos embarcados para el funcionamiento de los sistemas de señalización propios del metro, como el sistema de protección automática (ATP) y el sistema de operación automática entre estaciones (ATO), además del equipamiento del sistema de sincronización para la apertura y cierre de las puertas de andén de las estaciones, y de los dispositivos propios de comunicación y control de la cabina del metro. Este proceso de revisión y adaptación de los trenes ligeros a las características de la explotación ferroviaria del metro se desarrollará durante un plazo de unos cuatro meses.

Un hito previsto para el 2017
La positiva evolución de la demanda de la línea 1, que la pasada semana superó los 41 millones de viajeros totales transportados desde la inauguración del suburbano, ha llevado a Metro de Sevilla y a la Agencia de Obra Pública a anticipar la ampliación de la flota, ya que este hito estaba previsto, de acuerdo con el plan de explotación, en el año 2017, es decir el séptimo año de servicio (2017/2018).