El coordinador de IULV-CA, Antonio Maíllo, se ha congratulado de que en Andalucía se haya pasado de una cultura de "falta de tensión política" en la Junta andaluza, donde con mayoría absoluta "la voluntad de un partido era determinante", a otra donde se produce un "acuerdo en función de la correlación de fuerzas" de dos organizaciones que proporcionan un gobierno "sólido" y "estable".

Aguantará la legislatura
Se trata, según ha indicado Maíllo en rueda de prensa, de un Ejecutivo que "aguantará la legislatura porque tiene muchas obligaciones, y que además introduce un matiz, el del carácter propositivo de determinadas leyes, bajo la voluntad mutua de llegar a un acuerdo".

Iniciativas promovidas por IU para garantizar el derecho a suministros básicos
El coordinador general de la federación de izquierdas en Andalucía ha establecido estas valoraciones tras ser cuestionado por las iniciativas promovidas por IU para garantizar el derecho a suministros básicos de luz y agua, que en días pasados contribuyeron a una polémica a cuenta de un cruce de declaraciones entre el consejero de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, José Sánchez Maldonado, y el portavoz parlamentario de IULV-CA, José Antonio Castro.

"Adoptar decisiones en favor de la gente que peor lo pasa"
Así, Maíllo ha expuesto sobre dichas iniciativas que "seguiremos hablando" y que se aprovecharán las "fisuras" para defender estos derechos básicos, con la intención de "una propuesta de consenso y convergencia, que es lo que tenemos que normalizar". "En el ámbito del agua, hay capacidad normativa para adoptar decisiones en favor de la gente que peor lo pasa", ha apuntado el coordinador general de IULV-CA, que señala que antes de finales de febrero estaría lista una iniciativa "que, por la fuerza de los hechos, nos convencerá a todos de la necesidad"

200 familias con el agua cortada en Jerez
De esta manera, ha ejemplificado en la privatización del agua por parte del Ayuntamiento de Jerez (Cádiz), ya que sin que haya transcurrido ni un año desde la franquicia administrativa "ya ha cortado el agua a 200 familias", algo que "no se puede sostener desde la administración pública".