Pocos insultos les ha quedado en el tintero a los dirigentes del PP para referirse a Podemos este viernes en Cádiz. Para los socialistas también hubo lo suyo pero mucho menos: el reproche principal para ellos es haber amparado a Podemos para expulsar al PP de las instituciones que gobernaba. El vicesecretario de Autonomías y Ayuntamientos del PP, Javier Arenas, en un acto para tratar –el título oficial ya daba una pista– sobre 'Las malas prácticas de los alcaldes radicales aupados por el PSOE', ha manifestado que "estos gobiernos no tienen mucho de democráticos", ya que "nacen para marginar al PP". Además, ha señalado que "este tipo de pactos son la antesala de la estrategia del PSOE" de cara a las próximas elecciones generales. Durante su intervención en el acto, celebrado en Cádiz, Arenas ha afirmado que el resumen de estos primeros meses de gobiernos en ayuntamientos como los de Madrid, Barcelona o Cádiz la característica "común" han sido los "ataques a los símbolos nacionales, la falsedad, la mala gestión, el déficit democrático y el sectarismo", ya que "se creen que tienen toda la verdad y no se paran a oír la verdad de los demás". A juicio del dirigente del PP, "la política de estos ayuntamientos no está al servicio de las personas" y ha criticado que se basen en "ideas antiguas y fracasadas" que llevan al "populismo" y al "extremismo". Arenas ha justificado el acto sobre un primer balance de gestión de estos ayuntamientos porque se está en un "momento trascendental" cerca de unas elecciones generales que es "cuestión de todos, porque son las más importantes desde 1978". 'NOS JUGAMOS MUCHO' Según ha indicado, en las próximas elecciones "nos jugamos mucho, nos jugamos la prosperidad y seguir siendo el quinto país que creció en economía y empleo desde el año 1978". Así, el vicesecretario de Autonomías y Ayuntamientos del PP se ha preguntado "qué sería de un gobierno con PSOE, Podemos y los independentistas". Tampoco se ha olvidado Arenas de Ciudadanos, del que ha dicho que lo "único" que se conoce es lo que pone en los estatutos de su fundación y que "en Andalucía y en Madrid votan cien por cien al PSOE". Por su parte, el vicesecretario general de Organización y Electoral, Fernando Mártínez-Maíllo, ha calificado de "gobiernos fallidos" este tipo de coaliciones que han permitido gobernar los ayuntamientos a formaciones de Podemos. Además, tras recordar el refrán que dice "una cosa es predicar y otra dar trigo", ha asegurado que "no saben gobernar, se han dedicado al postureo y gobernar es algo más serio, porque quien lo paga son los ciudadanos". Asimismo, tras criticar que "han usado todo lo que ellos criticaban", como la contratación a "familiares", ha afirmado que "en muchas de sus actitudes tienen más casta que espalda". Martínez-Maíllo ha criticado que "hablaban de nueva política y urgencia social y se han dedicado a colocar a familiares y retirar símbolos nacionales, que no tiene nada que ver con la urgencia social". Por ello, ha indicado que "lo que se esconde es la política más rancia y antigua bajo la apariencia de lo nuevo". "Nadie dice que no haya que regenerar, pero no consiste en decirlo, eso afecta a la política de verdad", ha manifestado antes de criticar que "algunos hablan de regeneración cuando no gobiernan". "AMPARADOS POR PEDRO SÁNCHEZ" El presidente del PP andaluz, Juanma Moreno, ha subrayado que "en todos los gobiernos de coalición ha participado el PSOE" y ha añadido que "no hay ni un solo acuerdo que no haya sido amparado y protegido por Pedro Sánchez", el secretario general del PSOE. El dirigente andaluz ha calificado de "nada alentador" los primeros 100 días de los gobiernos en los que participa Podemos y ha responsabilizado de ello a "Pedro Sánchez y Susana Díaz", cuya "única motivación" ha sido "expulsar al PP", y "ahora vemos el descontrol". Por su parte, la exalcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, que ganó las elecciones pero no gobierna tras dar su apoyo el PSOE a José María González, de 'Por Cádiz Sí se Puede', ha asegurado que "el objetivo no era gobernar la ciudad, sino desmantelar todo aquello que ha significado progreso y cambio". Además, tras afirmar que "no tenían ni idea de sacar adelante unas cuentas después de siete años de crisis", ha manifestado que "venían como salvadores de algo que está salvado, de familias que estaban atendidas". A juicio de Teófila Martínez, "han engañado de la manera más miserable a los que sufrían más la crisis". Asimismo, ha calificado de "política de micrófono" la que se lleva a cabo en el Ayuntamiento de Cádiz y ha criticado que "quieren el poder para conseguir la ruptura democrática, les ciega el odio a todo los que no son como ellos".