La reacción de la oposición al manifestar su más enérgico rechazo, ha tenido en contra al PP que no solo ha defendido la idoneidad del nuevo Defensor del Ciudadano sino que ha elegiado su trayectoria. En rechazo a su nombramiento la oposición le ha hecho ayer el vacío a Barranca. Éste presidió ayer la primera reunión de la comisión acompañado sólo por los tres miembros del el PP. Los tres representantes de la oposición, PSOE e IU, boicotearon con su no asistencia a la convocatoria y han acordado no acudir a dicha comisión hasta que el alcalde, Juan Ignacio Zoido, "dé las explicaciones suficientes en cuanto a la figura del presidente".

Barranca habla
Tras mantener silencio en la polémica suscitada por su nombramiento, Barranca ha realizado sus primeras declaraciones y ha sido para pedir que espera que "no se le satanice" por su designación.  Como detalle de su carácter Barranca contestó a la oposición: "No entiendo lo que hacéis. ¿Qué debate hay sobre mí? Yo no leo la prensa, sólo las noticias del Betis".Bajarse del caballo
Barranca ha declarado a diario "Público"  que a lo largo de su vida ha hecho "algo más que escribir una carta" y defendió que "llegará un momento en que los que polemizan ahora tendrán que bajarse del caballo, porque la razón acabará ganando".
Carta de apoyo al General Mena
"Estoy aquí para resolver los problemas de Sevilla y voy a trabajar en atención a la confianza del alcalde y no lo voy a defraudar, ni a él, ni a los sevillanos. Lo único que os pido es respeto y no satanizar a nadie, hay que conocer a las personas primero", concluyó el Defensor del Ciudadano, que no pidió perdón ni se retractó expresamente de su apoyo a Mena. Como recuerda hoy el diario de Roures en 2006, tras un discurso de Mena mentando la posibilidad de actuar militarmente contra el Estatut, Barranca publicó lo siguiente: "Hacía tiempo que me preguntaba que cómo era posible que nadie dijera nada y mirase hacia otra parte ante la ruina moral en que este Gobierno ha sumido a nuestra nación".