El número de parados registrados en las oficinas del Instituto Nacional de Empleo (INEM) en Andalucía descendió en el mes de marzo de 2015 en 10.737 personas, lo que supone un descenso del 1,03 por ciento respecto al mes anterior, según los datos facilitados este lunes por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social, con lo que se alcanza los 1.029.100 desempleados en Andalucía. De esta forma, Andalucía fue la comunidad con un mayor descenso de la cifra de parados en términos absolutos en toda España. Así, el número total de desempleados en la Comunidad se sitúa en 1.029.100 trabajadores. Asimismo, en términos interanuales, el paro descendió en 50.354 personas en el tercer mes de 2015, lo que representa una bajada del 4,66 por ciento respecto al mismo mes del año anterior. A nivel nacional, el número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo INEM) se situó al finalizar marzo en 4.451.939 personas, tras bajar en 60.214 desempleados respecto al mes anterior, su mayor descenso en un mes de marzo desde 2002, según ha informado este lunes el Ministerio. Con el recorte de marzo, el paro encadena dos meses de descensos tras haber bajado en febrero en más de 13.500 desempleados. El Departamento que dirige Fátima Báñez ha destacado además que durante los últimos doce meses, el desempleo se ha reducido en 343.927 personas, su mayor descenso interanual de toda la serie, con lo que la tasa interanual se ha situado en el -7,17 por ciento. En Andalucía, por sectores, el paro registrado en Andalucía descendió especialmente en el sector Servicios, con 11.308 parados menos; en la Agricultura, con 2.701 desempleados menos; en la Construcción, con 1.122  desempleados menos; y la Industria, con 940 parados menos; mientras que aumentó en el colectivo Sin Empleo Anterior, con 5.334 desempleados más. Por sexos, de los 1.029.100 desempleados registrados el pasado mes en Andalucía, la mayor parte fueron mujeres, con 546.901 desempleadas, mientras que 482.199 eran hombres. El desempleo registrado en el INEM descendió en marzo en todas las provincias andaluzas en relación con el mes anterior, excepto en Córdoba, con 435 desempleados más, un 0,47 por ciento más; Jaén, con 376 parados más, un 0,56 por ciento más; y Almería, con 253 parados más, un 0,33 por ciento más. En cuanto al resto de provincias, el paro descendió especialmente en la provincia de Málaga, con 4.761 parados menos, un 2,42 por ciento menos; Cádiz, con 2.685 desempleados menos, un 1,39 por ciento menos; Huelva, con 2.568 desempleados menos, un 4,14 por ciento menos que el mes anterior; Sevilla, con 1.737 parados menos, un 0,70 por ciento menos; y Granada, con 50 desempleados menos, un 0,05 por ciento menos. AFILIACIÓN A LA SEGURIDAD SOCIAL De otro lado, la afiliación media a la Seguridad Social aumentó en Andalucía en 44.158 ocupados (+1,61 por ciento) en el mes de marzo en relación con la media del mes anterior, con lo que la afiliación media se situó en 2.781.434 ocupados en la Comunidad. En relación con el mismo mes del año anterior, la afiliación media ha subido en 100.019 personas, lo que supone un incremento del 3,73 por ciento. A nivel nacional, la Seguridad Social ganó en marzo una media de 160.579 afiliados (+0,96 por ciento) respecto al mes anterior, su mejor dato en este mes de toda la serie histórica, iniciada en 2001. Con este repunte, que casi duplica el experimentado en marzo del año anterior, el total de ocupados se ha situado en 16.832.801 afiliados, según ha informado este lunes el Ministerio de Empleo y Seguridad Social. Empleo ha destacado que la afiliación creció en marzo en todas las comunidades, en los regímenes más importantes para el sistema, y en los sectores "más representativos", especialmente en hostelería, industria y construcción. En el último año, el sistema suma 536.512 afiliados más, lo que se traduce en un crecimiento interanual de la afiliación del 3,29 por ciento. En lo que respecta a la contratación, el número total de contratos registrados en marzo de 2015 en Andalucía ascendió a 1.016.777, de los que 973.496 fueron contratos temporales, el 95,74 por ciento del total, y el resto, 43.281, fueron indefinidos, un 4,26 por ciento del total.