Distintas encuestas indican que los resultados electorales en el feudo malagueño del PP puede ser una de las principales sorpresas negativas para la formación que encabeza Juan Manuel Moreno Bonilla. Mucho más si se tiene en cuenta que el candidato del PP andaluz encabeza la lista por esa provincia. Los socialistas tras un largo ciclo de victorias populares pueden darle la vuelta a la situación y ganar en votos, en escaños y ser la fuerza mayoritaria en la provincia.

Martín Serón desmantela el PP local
A esta situación detectada por las encuestas se puede añadir un problema más como es la fractura del PP en un municipio talismán de la derecha como es Alhaurín el Grande. El alcalde, Juan Martín Serón, tras ser detenido por el 'caso Troya' por soborno a un empresario de la construcción, permaneció un año suspendido para el cargo aunque su fiel teniente de alcalde, Toñi Ledesma,le guardó el sillón cediéndole de nuevo el bastón de mando. Cumplido el tiempo de apartamiento del cargo, Martín Serón volvió a la alcaldía. Fundó un nuevo partido "Por Alhaurín", arrastró con él a la inmensa mayoría de los numerosísimos militantes del PP e integró en el nuevo partido al equipo de Gobierno del PP. Hoy se ha conocido algo que se atisbaba por rumores e informaciones: Martín Serón repetirá como candidato a la alcaldía de su municipio animado según fuentes de su nuevo partido.

Negros nubarrones para el PP malagueño
En definitiva, un granero de votos del Partido Popular ha pasado en poco tiempo a ser controlado por un alcalde ya ex PP con lo que ello conlleva cara a las próximas elecciones locales. De hecho uno de los motivos por los que Martín Serón ha decidido presentarse es por las "innumerables peticiones de vecinos" para que lo haga. Se trata de una decisión que puede tener unas consecuencias pésimas en términos electorales para su antiguo partido. Serón, a pesar de su condena, goza de un importante respaldo ciudadano y puede anular absolutamente el voto hacia el PP que, no repuesto aun del golpe dado, no tiene en estos momentos candidato.

Demostración de fuerza con 700 asistentes a un acto del nuevo partido
Prueba de ello y una demostración de fuerza ha sido el acto celebrado por la nueva formación ante "setecientos simpatizantes" según la ex alcaldesa y diputada provincial -en el grupo no adscrito tras su baja en el PP- Toñi Ledesma. En la fotografía del tuit de Ledesma se puede apreciar que efectivamente, el salón estaba literalmente abarrotado.

Serón pide el voto para el PP
Pero los problemas para el PP en relación a este asunto no solo acaban en el ámbito local y provincial. El actual alcalde en dicho acto solicitó públicamente el voto para el PP en las próximas elecciones andaluzas. Como han reflejado los tuits de su lugarteniente, Toñi Ledesma, Juan Martín se dirigió a los centenares de vecinos congregados en el acto de su nuevo partido y le deseó "toda la suerte del mundo" a Moreno Bonilla del que quiere sea el próximo presidente de la Junta. Serón ha pedido también el voto para el PP en estos comicios andaluces. Lo ha razonado alegando que "a pesar de todo, vamos a votar al PP" pues "somos del PP aunque estemos en otro camino. Cabe recordar que Juan Manuel Moreno Bonilla es una persona muy arraigada en la localidad -la visita muy frecuentemente. ya que sus orígenes familiares son de este municipio del Guadalhorce.



Regalo envenenado para Moreno Bonilla
Esta petición de voto, siendo legítima, supone todo un regalo envenenado para un Moreno Bonilla de por sí atribulado por el desarrollo de la campaña y los malos vaticinios que auguran los distintos sondeos. Esta situación era de prever pues desde hace tiempo pues todo indicaba que Juan Martín Serón, a su vuelta, no iba a permanecer con los brazos cruzados. Existe un fuerte malestar con la dirección provincial del PP por como ha manejado la situación y se piensa que su antigua formación “no estuvo a la altura”. Apoyos y petición del voto pero algo de venganza que se sirve fría y pasado un tiempo también puede haber tras la decisión de presentarse.

Duro golpe para el PP
Un duro golpe para el PP provincial que ve como se descabeza su organización en un municipio malagueño de gran importancia y muy relevante en la estrategia política. El Partido Popular con escasos militantes y sin dirigentes locales en una localidad emblemática deberá de preparar una candidatura en estas condiciones ante un candidato populista y con respaldo. Además la oposición, consciente de esta debilidad surgida, se está volcando ahora en las elecciones autonómicas y continuará de la misma forma en el objetivo de las municipales.