La oposición del PP y la ‘preoposicion’ de IU no pudieron defender ante el Pleno del Parlamento su postura contraria a la inclusión en la Diputación Permanente de la Cámara de tres parlamentarios ‘preimputados’ por la juez instructora de los ERE. El presidente de la Cámara apeló al Reglamento, que, sin duda, amparaba su negativa. Pero aunque reglamentariamente el presidente Manuel Gracia tenía razón, políticamente quienes la tenían eran Carlos Rojas (PP) y José Antonio Castro (IU), pues se trataba de una decisión política del PSOE lo suficientemente importante y lo bastante controvertida como para merecer discutirse en el Pleno. No fue así, aunque al término de la sesión arrecieron las críticas que no pudieron ser expresadas en la Cámara. Así, el Parlamento aprobaba incorporar a la Diputación Permanente a Carmen Martínez Aguayo, Antonio Ávila y Francisco Vallejo, lo que ha provocado las críticas de PP-A e IULV-CA, que se muestran en contra de utilizar esta fórmula para que sigan siendo aforados tras el adelanto electoral anunciado por la presidenta de la Junta, Susana Díaz. El cuarto diputado 'preimputado' en el caso de los ERE, Manuel Recio, forma ya parte de la Diputación Permanente. SOLOS LOS VOTOS DEL PSOE Según el resultado de la votación, Martínez Aguayo, Ávila y Vallejo solo han contado con los votos afirmativos del PSOE-A. Solo existía la posibilidad de votar afirmativamente o en blanco. El resto de nuevos miembros de la Diputación Permanente sometidos a votación, --Micaela Navarro, Raquel Arenal y María Luisa Bustinduy, por parte del PSOE-A, y Rafael Carmona, del PP-A--, han contado con el apoyo de los tres grupos parlamentarios. Momentos antes de iniciar la votación en el Pleno del Parlamento, se ha producido un rifirrafe entre el presidente del Parlamento, Manuel Gracia, y el portavoz del PP-A, Carlos Rojas, quien pedía la palabra para explicar el posicionamiento de su grupo, ante un asunto que tildado de "grave y de auténtica vergüenza". Gracia le ha negado la palabra argumentando que en las votaciones secretas no está permitido según el Reglamento de la Cámara que los grupos ofrezcan una explicación de su voto. "Su voluntad va a quedar expresada con su votación", añadía el presidente del Parlamento ante la insistencia de Rojas y también de la secretaria del grupo parlamentario, Macarena O'Neill, quien también pedía sin éxito la palabra. ‘UNA TRETA DE DÍAZ’ Tras la votación, el presidente del Partido Popular andaluz, Juan Manuel Moreno, acusaba a Susana Díaz, de "amparar y proteger" la corrupción con "jugadas" como esta de blindar a exconsejeros "señalados" en los ERE. Este lunes, dijo Morneo, "hemos sido hoy testigos de una actuación absolutamente lamentable de la señora Díaz y del PSOE-A en la que hemos visto cómo se ha hecho una treta en el Parlamento y una jugada, sin duda alguna, para burlarse y reírse del conjunto de los andaluces". "¿Por qué ese cambio en la Diputación Permanente y por qué de manera tan descarada, protege y ampara a consejeros que están señalados por la jueza Alaya en el caso de los ERE?", se ha preguntado.