El líder jornalero Diego Cañamero había convocado hoy a los medios de comunicación porque aseguraba que iba a ser detenido por su participación en la ocupación de la finca Las Turquillas de Osuna (Sevilla), aunque finalmente no se ha producido la presencia policial y ha quedado libre. En una convocatoria de prensa, Cañamero aseguraba que a las 08.30 horas de hoy sería detenido en su domicilio de El Coronil (Sevilla) para ser conducido ante los juzgados de Osuna. Sin embargo, en torno a las 13.00 horas, el Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT), del que Cañamero es su portavoz, ha emitido un comunicado en el que destacaba que "sigue libre pese a la orden de detención".

Concentración de vecinos en su domicilio
La abogada que le representa, Irene Cañamero, explicó a Efe que en el domicilio del líder jornalero se habían concentrado numerosos vecinos y dirigentes políticos para arroparle ante la previsible presencia policial, y dijo que probablemente será conducido a los juzgados el próximo lunes.

La policía desiste ante la presencia de gente
En su comunicado, el SAT aseguró que ante el domicilio de Cañamero se personaron numerosos medios de comunicación y que el dirigente sindical fue arropado unas 400 personas, mientras que "la policía, al parecer, ha desistido de momento de efectuar la detención con luz y taquígrafos con la idea de esperar un momento con menos concurrencia de público". "El entusiasta apoyo recibido por el sindicalista, que dejará las riendas del SAT en el próximo congreso de octubre, ha podido pesar en tal decisión", ha señalado el sindicato.

Presencia de parlamentarios de Podemos
Entre los asistentes que apoyaban a Cañamero, según el SAT, se encontraban tres parlamentarios de Podemos: Jesús Romero, de Huelva; Libertad Benítez, de Cádiz, y Mari García, de Sevilla. También acudieron numerosos concejales de distintas partes de Andalucía, entre los que se encontraba la portavoz adjunta de Participa Sevilla, Cristina Honorato, ha destacado el SAT. Cañamero ha anunciado que "no se va a esconder y que seguirá realizando sus actividades normales al frente de su actual responsabilidad en el SAT".

La justicia no es ciega, es tuerta
Tras denunciar que la justicia "tiene dos varas de medir", el portavoz nacional del SAT ha agregado: "Dicen que la justicia es ciega, pues no. En todo caso es tuerta. Con un ojo no ven a los señores que roban, a los que se llevan el dinero de todos, que incluso se reúnen con ministros y siempre salen absueltos". "Con el otro ojo", añade Cañamero, "con el bueno, siempre ven a los que luchan por la justicia social, y a esos les llueven multas, penas de cárcel y particularmente, al SAT, el sindicato más represaliado de Europa, con un millón de euros en multas y 450 años de peticiones de cárcel, con 600 sindicalistas procesados".

Se declara "insumiso judicial"
Por todo ello, Cañamero asegura que se ha declarado "insumiso judicial, no por falta de respeto a los jueces, no, sino por una protesta cívica contra un sistema que siempre criminaliza la lucha social y se hace el tuerto con los delincuentes de verdad, esos banqueros que se llevan el dinero del pueblo a Suiza".