La presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha destacado que la financiación autonómica debe garantizar la igualdad de todos los ciudadanos, residan donde residan, y la nivelación de los servicios públicos que se les prestan.

El nuevo modelo de financiación debe elaborarse desde el "diálogo multilateral"
Díaz se ha reunido con el presidente del Gobierno de Extremadura, José Antonio Monago, con quien ha coincidido en que cuando el Ejecutivo central decida abrir el debate sobre el nuevo modelo de financiación, éste debe elaborarse desde el "diálogo multilateral" y cumpliendo esas dos premisas.La presidenta se ha mostrado convencida de que a través del diálogo se podrá encontrar un "punto de equilibrio" entre las diferentes posiciones y ha afirmado que Andalucía seguirá defendiendo la financiación por población.

"No me opongo a que se publiquen las balanzas fiscales"
Respecto a las balanzas fiscales, ha recalcado que "la solidaridad es de los ciudadanos y de las empresas, no de los territorios", por lo que ha rechazado que su publicación se pueda utilizar como elemento de "división" para "enfrentar a unos territorios con otros". "No me opongo a que se publiquen las balanzas fiscales, sí a que se utilicen para discriminar o confrontar", ha afirmado Susana Díaz, que ha recordado que hay entidades financieras y empresas que tienen su negocio en Andalucía mientras que tributan en otros territorios, por lo que su cuenta de resultados en esta tierra no se vería reflejada en la balanza fiscal.

Díaz no está de acuerdo con el reparto de los porcentajes entre Estado y comunidades autónomas
Díaz ha destacado además el "esfuerzo y compromiso de Andalucía en el cumplimiento de los objetivos de estabilidad", a pesar de que no está de acuerdo con el reparto de los porcentajes entre Estado y comunidades autónomas. En esta línea, ha apuntado que la comunidad es la segunda de España con menor gasto corriente por habitante, solo superada por Canarias, y que se sitúa en un nivel de cumplimiento del plan económico financiero de reequilibrio del 88%.

En cuanto al modelo territorial, la presidenta de la Junta ha apostado por llegar a un "entendimiento" y por que sea el presidente del Gobierno de España el que inicie "cuanto antes" y lidere un debate con todas las comunidades autónomas.

La necesidad de diálogo y de acuerdo

Susana Díaz ha valorado la reunión "cordial" con su homólogo extremeño y ha recordado que Andalucía y Extremadura son dos comunidades "vecinas", con elementos de unión y que, por ello, deben tener una relación "fluida".

Acuerdo para mantener abierto los contactos en sectores agroalimentario y energético
Díaz y Monago han coincidido en "la necesidad de consenso, diálogo y acuerdo entre los diferentes gobiernos en un momento complicado para España" y, en el plano económico, han acordado mantener abiertos los contactos en los sectores agroalimentario y energético, ambos estratégicos y en los que Andalucía y Extremadura cuentan con elementos en común.

El presidente extremeño ha valorado que en la reunión se han buscado "puntos de encuentro" con el objetivo siempre de "resolver y mejorar la calidad de vida" de los ciudadanos.