El vicepresidente del Gobierno andaluz, Diego Valderas, ha rechazado este viernes el copago farmacéutico de algunos fármacos de dispensación hospitalaria que entrará en vigor el próximo 1 de octubre y ha mantenido que la Junta estudiará el contenido de lo propuesto por el Gobierno central de cara a un posible recurso de inconstitucionnalidad.


Recurso de inconstitucionalidad
"Analizaremos bien lo que está encima de la mesa por si, en defensa del Estatuto de Autonomía, hay que plantear cualquier recurso de inconstitucionalidad", ha señalado el también consejero de Administración Local y Relaciones Institucionales en declaraciones a los medios de comunicación en Rivas (Madrid); donde ha participado en un encuentro con las casas regionales andaluzas en la comunidad madrileña.


Cargar a la parte más débil
Valderas ha defendido que el Ejecutivo central "no puede cargar más a la parte más débil de la sociedad, con presión fiscal o copago sanitario" y ha incidido en que Andalucía se opondrá a la medida y "seguirá trabajando en defensa de los servicios públicos y sociales como elementos prioritarios de nuestra acción presupuestaria".


Andalucía marca la diferencia
En esa línea, ha dicho que Andalucía "marca la diferencia con el Gobierno y con otras comunidades autónomas" y ha lamentado que el Ejecutivo de Mariano Rajoy "nos tiene acostumbrados a tomar decisiones que obligan a cualquier otra institución". "Nosotros no estamos por esa labor y no queremos transitar ese camino y vamos a defender los derechos de los andaluces frente a esa imposición", ha añadido.

No callarse
Además, Valderas ha defendido que Andalucía "no se puede callar ante elementos de desigualdad de trato en el conjunto y tiene que alzar la voz porque no nos sentimos bien tratados". En esa línea, ha defendido que se profundice en la reforma de la Constitución hacia un camino federal para que los estatutos de autonomía "no sean solo aceptados sino respetados". "Vamos a defender nuestro Estatuto de Autonomía hasta las últimas consecuencias frente a aquellas decisiones que tome el Gobierno de España y que nos corresponden al Gobierno de Andalucía", ha concluido.