Autonomías
tortugas
Ejemplar de tortuga mora (Testudo graeca), la más vulnerable de nuestras especies autóctonas

Más de un centenar de tortugas moras se sueltan en la finca pública de Galatzó

3
Vie, 4 Mayo 2018

En Mallorca existen dos especies de tortugas terrestres autóctonas que habitan de manera natural a la isla. Una es la tortuga mediterránea (Testudo hermanni), más abundante y sobradamente distribuida, y la otra es la tortuga mora (Testudo graeca) menos abundante y presente en zonas muy localizadas y que está catalogada como vulnerable.
 
Técnicos de protección de especies de la Conselleria de Medi Ambient, Agricultura i Pesca y del Consorci de Recuperació de Fauna de les Illes Balears (COFIB), junto con la concejala de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Calvià, Francisca Muñoz, han soltado esta mañana 57 ejemplares adultos y 133 juveniles de la especie de tortuga del suelo Testudo graeca en la finca de Galatzó.
 
Estos ejemplares han sido recuperados al Consorci de Recuperació de Fauna de les Illes Balears (COFIB), que gestiona más de mil tortugas anuales de diferentes especies, entre las cuales destacan a las moras y las mediterráneas.
 
Esta liberación se hace precisamente ahora que es primavera, la época idónea antes de la posta de los huevos, con el fin de garantizar o aumentar la posibilidad de supervivencia de esta especie. Antes de la liberación, los técnicos comprueban que el estado físico de estas es óptimo.
 
Los ejemplares que llegan al centro pueden provenir de diferentes lugares, desde los mismos núcleos de cría autorizados o particulares que los encuentran enfermos o lesionados.
 
Hay que destacar que la legislación prohíbe la tenencia en cautividad de estas especies protegidas por el Catálogo Nacional de Especies Amenazadas, en el cual se informa de que tener tortugas en cautividad es ilegal. Las personas que estén interesadas en seguir criando tortugas se tienen que poner en contacto con la Conselleria de Medi Ambient para intentar regularizar esta situación. La Conselleria y los centros de recuperación ayudarán y aconsejarán en todo momento a los particulares para buscar la mejor solución para los ejemplares, así como para la protección y la conservación de las poblaciones de estas especies.
 
Este tipo de actos se hacen para reforzar las poblaciones naturales, ya que la de las tortugas graeca se encuentra fraccionada porque tienen pocas conexiones entre ellas.

 

                  Publicista, RRPP y articulista