Los promotores de la asociación memorialista '¡Dejadnos llorar¡', presentada hoy en Córdoba.
memoria histórica

‘¡Dejadnos llorar!’ reivindica a los 4.000 asesinados en Córdoba

La nueva asociación pide que los crímenes franquistas sean considerados genocidio y las víctimas sean exhumadas, identificadas y entregadas a sus familiares

4
Mié, 3 Mayo 2017

La asociación ‘Dejadnos llorar’, que nació en marzo, se ha presentado este miércoles en rueda de prensa, encabezada por su presidente Antonio Deza, cuya familia tiene un total de nueve personas asesinadas. 

‘¡Dejadnos llorar!’ ha sido constituida por un grupo de familiares, encabezados por Deza,  cuyo objetivo es reivindicar los derechos humanos de las víctimas del franquismo que fueron asesinadas en Córdoba y que están en las fosas comunes de La Salud y San Rafael.  

Asesinados y olvidados

El proyecto ‘¡Dejadnos llorar!’ pretende reivindicar a las 4.000 personas que fueron asesinadas por los franquistas en Córdoba y fueron sepultadas en las dos fosas comunes de los cementerios de la ciudad y sepultadas en el olvido. “Queremos –ha afirmado Antonio Deza–  que nuestros familiares y todos las personas  asesinadas y sus familias sean reconocidas formalmente por el Ayuntamiento de Córdoba, la Junta de Andalucía y el Estado como víctimas de crímenes contra la humanidad y prácticas de genocidio”.

Encuentro con la alcaldesa

Antonio Deza ha indicado que la asociación pedirá un encuentro formal con la alcaldesa Isabel Ambrosio para comunicarle esta petición,  y también con la consejera de Cultura, Rosa Aguilar

Deza también ha informado también de que el 3 de marzo, nada más constituirse como asociación, ‘‘¡Dejadnos llorar!’ ejerció el derecho de petición ante el ayuntamiento de Córdoba y la Junta de Andalucía, en el que solicita formalmente la exhumación de las víctimas en los dos cementerios  de la ciudad.

La vía del contencioso

El abogado Eduardo Ranz ha explicado que, transcurridos tres meses, si no hubiera respuesta de las instituciones, se puede presentar un recurso contencioso administrativo ante los tribunales. Esta fórmula, empleada por Eduardo Ranz en nombre de familiares de víctimas del Valle de los Caídos, ha logrado que un juez declare conforme a derecho y ordene la exhumación de dos víctimas del franquismo por primera vez en la historia.   

Estas peticiones se sustentan en distintas resoluciones de la ONU que España ha venido incumpliendo, y que califican los crímenes del franquismo como crímenes contra la humanidad. “Ya es hora de que se cumplan los mandatos de la ONU respecto a los derechos humanos de las víctimas“ –ha afirmado Antonio Deza–, quien ha asegurado que la nueva ley de Memoria Democrática de Andalucía es un paso importante en el reconocimiento de los derechos de la víctimas, pero esa ley “tiene que hacerse realidad a la mayor brevedad posible”.

La idea

‘¡Dejadnos llorar!’ pretende que los restos de las víctimas sean exhumadas, se identifiquen sus restos y sean entregados a sus familiares para que puedan cerrar un duelo que se ha prolongado ochenta años en muchos casos. 

La idea de la  asociación surgió de los protagonistas del documental ‘¡Dejadme llorar! El genocidio olvidado’, dirigido por Jordi Gordon, que aborda la brutal represión vivida en Córdoba. El nombre de la nueva entidad memorialista se ha inspirado en el propio título de la película documental. 

Además de las familias víctimas, a la iniciativa se han sumado el abogado Eduardo Ranz; el historiador Francisco Moreno Gómez, elegido presidente de honor de la Asociación; los ex alcaldes de Córdoba, Herminio Trigo y Manuel Pérez; Rafael Blázquez, actual concejal del ayuntamiento; el profesor Antonio Manuel Rodríguez; los historiadores, Arcángel Bedmar y Manuel García Parody; el ex concejal de Córdoba, Miguel Galadí; y Jordi Gordon, director del documental.