Leequid

Fotografían un átomo por primera vez

0
Jue, 15 Feb 2018

Vivimos rodeados de ellos. Es más, estamos formados por ellos. Los hemos estudiado hasta la saciedad desde que el humano tiene conocimiento. Hemos llegado a descifrar su composición, su comportamiento y sus cambios. Pero nunca los hemos visto, hasta ahora.

Una cámara convencional

Un equipo de investigadores de la universidad de Oxford, en Gran Bretaña ha conseguido fotografiar un átomo por primera vez. Un átomo aislado, solo, ha sido captado en una histórica instantánea. Para ello utilizaron una cámara convencional, pero ahí acabó lo convencional utilizado para conseguir la foto de ese átomo flotante.

Para conseguir la foto fue necesario hacer pasar el átomo de estroncio por una compleja maquinaria de laboratorio. El átomo fue irradiado con láser mientras se suspendía en el aire gracias al campo de fuerza creado por dos electrodos.

Estimulado con láser

Según explican los propios autores de la imagen, el átomo de estroncio que tiene una masa relativamente grande, reacciona al ser estimulado con láser del espectro azul-violeta. El átomo absorbe y reemite suficientes partículas de luz para que una cámara convencional pueda captarlo. Lo único especial, en cuanto a técnica fotográfica, fue someter la imagen a una exposición larga para que el brillo quedara impreso en la imagen.

La imagen ha ganado el concurso científico del Consejo de Investigaciones en Ciencia Física e Ingeniería (EPSRC). Y es que entre todos los sorprendidos, los que más han alucinado con la imagen son los propios físicos. “La idea de ver por primera vez un solo átomo me ha impactado. Es el puente que llevamos tiempo buscando entre el infinitesimal mundo de los quantums y nuestra realidad macroscópica”, ha declarado David Nadlinger, físico de partículas y uno de los responsables de la fotografía.

El científico concluyó asegurando su orgullo antes esta nueva imagen de “un pálido punto azul” tratando de establecer un paralelismo entre esta foto y la captada por la sonda Voyager de la Tierra que inspiró el famoso monólogo de Carl Sagan.