Leequid

La policía quiere interrogar al robot Alexa por asesinato

Mar, 17 Ene 2017

Cuando la policía de Arkansas entró a la escena del crimen, con un hombre muerto en una bañera llena de agua caliente, no encontró suficientes pistas como para esclarecer el suceso. Sin embargo, contaban con un testigo. Se llama Alexa.

Alexa, antes conocido como Amazon Echo es un dispositivo inteligente que actúa como asistente al estilo Siri de Apple, pero cuya finalidad principal es la de escuchar los pedidos que el propietario hace al gigante del comercio electrónico.

En condiciones normales, Alexa está siempre alerta, escuchando. Por eso, la policía cree que pudo haber oído algo revelador para esclarecer el caso.

El problema está en acceder a esa información, para lo cual, los fiscales han solicitado de Amazon las claves de usuario y todos los registros de voz que pueda contener el aparato o sus sistemas en la nube. Pero Amazon, como ya hizo Apple negando el acceso a iPhones de delincuentes alegando que sería una violación de la privacidad y los derechos civiles, se resiste a colaborar con la justicia.

 

¿Dónde estaba usted la noche del 22 de noviembre, Alexa?

Víctor Collins, que así se llamaba el cadáver, fue encontrado con señales de asesinato flotando boca arriba en la bañera de hidromasaje de un amigo en Bentonville, por lo que éste fue acusado del mismo. Todo ocurrió la noche del 22 de noviembre de 2015. La policía no puede probarlo y aunque tampoco sabe si el dispositivo grabó nada relacionado con la muerte, insiste en que su obligación es buscar en cualquier parte. Incluido un robot doméstico.

Alexa es un altavoz con forma de cilindro conectado a internet que escucha la voz del usuario y responde a comandos como reproducir música, leer titulares de prensa, añadir eventos al calendario o hacer la compra. Aunque se lanzó como Echo, el nombre de su voz femenina ha podido finalmente y por eso ya todo el mundo lo llama Alexa.

 

Hable aquí o en comisaría

La orden de registro firmada por un juez en agosto, pide a todas las "grabaciones de audio, los registros transcritos, los registros de texto y otros datos”. Aunque hasta ahora, las autoridades han obtenido únicamente la información básica de abonado y la cuenta. Al menos, hasta tener una orden de registro de robots, algo totalmente nuevo. La policía contestó que aunque el caso sea nuevo, el asunto es tan viejo como cualquier otro registro y que no se diferencia de la localización de llamadas de un celular. Así que ya sabes, si tienes un robot doméstico, asegúrate de que no sea un soplón en caso de que hagas algo no adecuado.

[embedyt] http://www.youtube.com/watch?v=KkOCeAtKHIc[/embedyt]