Leequid

Blade Runner 2049. Una película replicante

0
Jue, 18 Mayo 2017

La vida es eso que pasa entre estreno y estreno del siguiente capítulo de Star Wars. Es tal la insistencia en la saga de Lucas que olvidamos que hay otras joyas del cine de ciencia-ficción con temática espacial. 2001, por ejemplo. O Blade Runner.

Blade Runner 2049

De vez en cuando, un golpe nos despierta del sueño de ovejas eléctricas. En este caso ha sido el tremendo impacto de la llegada del trailer de Blade Runner 2049. La esperada segunda parte del film estrenado en 1982.

Muchas cosas han cambiado en estos 35 años. Y sobre todo en el cine, donde lo que antes era imaginación, pericia y dirección de arte ahora es puro CGI. Ni hablar de la calidad de los guiones.

Por eso la apuesta de Ridley Scott es tremendamente arriesgada. Pero el desigual director, al menos por lo que se aventura en los poco más de dos minutos de montaje, ha actuado con inteligencia.

Más tech-noir

Por un lado, se ha mantenido fiel al espectáculo visual de la primera entrega. Ese ambiente sórdido, sucio y pesado que generó la etiqueta tech-noir. Colores saturados, figuras inquietantes, personajes torturados. Para ello, Scott ha echado mano de estrellas de las bambalinas de los últimos años. El director de fotografía de la decadente Skyfall, Roger Deakins o el creador de universos desde la realización, Denis Villeneuve, que ya lo demostró con la asombrosa Arrival. Hasta el cartel de la película se mantiene fiel al original.

 

Estrellas de moda

Una vez montado el escenario, queda poblarlo. Scott no ha dudado y ha reclutado a algunos de los actores de moda de Hollywood. Por un lado, el omnipresente Ryan Gosling, que lo mismo encarna a un dulce asesino en Drive que a un bailarín de cine clásico en La La Land. En esta segunda parte encarna al cazador de Nexus K, un toque kafkiano, que nunca vienen mal. Frente a él, Jared Leto, otro maestro del disfraz. Y junto a ellos, Robin Wright, viviendo su enésima juventud tras encarnar uno de los mejores papeles de la década en House of Cards. Y como colofón, la aparición de Harrison Ford, encasillado ya como el héroe que lejanamente fue.

 

Queda por ver cómo empastará todo en una historia mantenida durante dos horas. En escuchar si las líneas de guión están a la altura de frases que se han convertido en iconos. No es fácil. Pero iremos corriendo a comprobarlo. En octubre, en sus pantallas.

[embedyt] https://www.youtube.com/watch?v=gCcx85zbxz4[/embedyt]