Leequid

La ciencia avala los baños de bosque japoneses

Vie, 14 Jul 2017

Hay ocasiones en las que los estudios científicos nos dejan fríos. Esas veces en las que vienen a certificar algo que resulta obvio. Y que, cuando tienes los datos de los estudios, no haces más que asentir con la cabeza. Pero en realidad, no había falta. Por ejemplo, que los “baños de bosque” japoneses son beneficiosos para la salud.

Baños de bosque sin móvil

Vale que en parte puede parecer una e esas cosas de medicina tradicional oriental que a los occidentales nos dejan un poco perplejos. Pero resulta fácil imaginar. Los baños de bosque consisten en eso. En adentrarse en una zona poblada de árboles y dejarse llevar. Apagar el móvil, ponerlo en modo avión si eres muy agonías, y limitarse a respirar profundo y a contemplar el paisaje. Pues resulta que eso es bueno para ti. Sorprendente, ¿verdad?

Tan increíble descubrimiento ha sido realizado por las autoridades sanitarias el país del Sol naciente. Resulta que esta terapia, la de los baños de bosque, está incluida en el programa nacional de salud desde 1982. Por pura lógica. Pero necesitan unos datos para, suponemos, mantenerla a cargo del contribuyente nipón.

Aceites volátiles

Así que se pusieron a estudiar cómo afectaban los paseos por el bosque. Y resulta que no solo sirve para aliviar el estrés. O respirar un poco de aire puro. Resulta que cuando damos una vuelta entre árboles, respiramos un aceite volátil que desprenden estas plantas. Y esas sustancia, llamada fitoncide, es beneficiosa para el sistema inmunológico humano.
Y no solo eso. El estudio realizado por la universidad de Chiba desde 2004 ha demostrado que desciende la presencia de hormona cortisol, la actividad del nervio simpático y la presión sanguínea de aquellos que práctica lo que allí llaman Shinrin-Yoku.

Es sin duda impactante. Despojarse de todos los elementos que nos estresan. Limitar a pasear entre árboles. Sin practicar running ni embutirse de licra para ir en bici. Dejando a la pareja en casa. Que todo eso, sea beneficioso para nuestro organismo. Una vez más, gracias científicos.