Leequid

Bitácora de la víspera de la Mercè de Barcelona

Sáb, 1 Oct 2016

Viernes, 23 de septiembre, 2016. Vispera de La Mercè.  Barcelona, España.

Las provisiones escasean

17:00h: La ginebra se ha acabado en los supermercados. Dicen que en alguno aún queda alguna que otra botella huérfana de Beefeater que los bolsillos más jóvenes y estudiantiles no han podido permitirse.

17:15h: El saqueo ahora se reparte entre la estantería el whiskey y del ron. Los refrescos son supervivientes natos: están aguantado bien los ataques y reponiendo fuerzas rápidamente.

18:09h: Botellas de agua en busca y captura para ser vaciadas y rellenadas de nuevo. Se reporta que en más de una casa se entra en pánico por no poder encontrar ninguna.

18.22h: Botellas con líquidos de colores sospechosos se meten en el congelador. Las autoridades informan de que probablemente sean mezclas de alcohol con refresco.

La fiesta de La Mercè pende de un hilo

20:37h: Cae el diluvio universal sobre Barcelona. Muchos empiezan a plantearse desempolvar la canoa. Dicen que Santa Eulàlia está celosa.

21:18h: Los conciertos empiezan a cancelarse. Pánico general. Muchos están en casa comiendo macarrones para “hacer pared”.

22:55h: Con un cubata en la mano y el móvil en la otra se busca cómo van los conciertos. Estrella Damm ha caído en batalla pero el Fórum sigue en pie.

 

23:16h: Entrar en el tranvía hacia el Fórum está empezando a considerarse deporte de riesgo. Se divisan personas con carritos de la compra llenos hasta los topes de bebida. Las mochilas pesan más de lo que deberían. Hay gente con camisetas de groupie.

23.23h: Llega el tranvía y sucede el caos. Nadie ha podido pagar su billete porque es imposible llegar a las máquinas. Se llena hasta los topes. La gente grita.

23.32h: El tranvía frena en un semáforo y casi se mata la mitad de la gente porque la otra mitad empieza a ir muy borracha.

23.40h: Las inmediaciones del concierto acogen proporciones bíblicas de gente. Las malas lenguas dicen que el Apocalipsis Zombie tendrá ese aspecto.

via GIPHY

Nos adentramos en la jungla

23.43h: Control de bolsas, no se pueden entrar vidrios.

23.47h: Más gente. Mucha. Muchísima.

23.53h: La zona del escenario empieza a llenarse. La gente canta canciones. Los técnicos prueban por 756ava vez el juego de luces.

00.00h: Se divisan botellas por todos lados. El whisky con el refresco congelado entra fácil. La gente empieza a conglomerarse. En medio de todo hace calor.

00.16h: El logo de La Pegatina se proyecta en la pantalla. Expectación.

00.25h: ¡Empieza el concierto!

Después de la calma, el caos.

00.32h: Primer pogo.

00.33h: Pogo

00.34h: Otro pogo

00.35h: Más pogos (¿La gene no se cansa?)

00.36h: Pogo (¿en serio?)

*Muchos pogos más tarde*

01.16h: Hay tanta gente tan apretada que muchos empiezan a agobiarse. Los pisotones no cesan y el respeto se va perdiendo.

01.32h: Salir de ahí en medio es la mejor decisión que se puede tomar. Detrás de la pantalla se disfruta más el concierto.

¡Solo nos queda bailar!

01.40h: Espera, ¿Es ese el de Bongo Botrako? ¡Hey, chipirón!

01.54h: MARICARMEN, MARICARMEN, TU HIJO ESTÁ EN EL AFTERHOUR.

02.03h: Acaba La Pegatina. Ha sido un buen concierto. Se nota el subidón general.

02.18h: Empieza La Raíz, ¡hoy la luna se queda borracha y callejera!

 

02.41h: La gente empieza a quedarse sin voz. La Raíz remueve sentimientos poderosos de lucha. Hay emoción en el ambiente.

03.05h: El público canta A Capella Suya mi guerra. Pelos de punta.

¡Hasta el año que viene!

04.08h: Acaba el concierto. La gente empieza a desplazarse. ¡CORRED, INSENSATOS, CORRED! Salir de ahí es MUY complicado: mucha gente a la vez y no todos especialmente lúcidos.

04.16h: Transporte público = NOPE.

via GIPHY

05:58h: ¡CAMA! ¡GRANDIOSA CAMA! ¡TE QUIERO!

 

 

Imagen original: Börkur Sigurbjörnsson en Flickr (CC)