Miércoles, 23 de Abril de 2014
rss
Afloran las voces críticas en el PP andaluz tras el fracaso de Arenas
Segun el alcalde de Mijas, las elecciones han demostrado que los votantes del PP "estan cabreados" con Rajoy, mientras que la hasta ahora portavoz del PP en el Parlamento andaluz y alcaldesa de Fuengirola, Esperanza Ona, critica abiertamente la campana del PP andaluz por "plana y desmovilizadora"

Tras la derrota no viene la calma sino la crítica interna. Ya se sabe que la victoria tiene muchos responsables y la derrota pocos. Y aunque las voces críticas aparecen aun aletargadas esperando que el pacto PSOE-IU se sustancie y se evidencie de esta manera que Arenas y su partido continuarán en la oposición, las primeras voces disconformes con la campaña electoral y por ende con los resultados de las elecciones andaluzas ya están surgiendo desde dentro de la propia formación derechista. El epicentro de las críticas internas ya ha surgido en Málaga aunque fuentes recabadas por ELPLURAL.COM lo sitúan también en fase de gestación en Huelva, Jaén y Sevilla, provincias estas últimas donde los resultados del PP de Arenas fueron más negativos.

Málaga y los resultados de la izquierda, foco de los críticos
Y de momento coincide que el foco de la aparente disidencia proviene de Málaga, enclave que para los populares era fundamental en las aspiraciones de Arenas y donde preveían una victoria sonada. Tan sonada como la estadística final que dio una victoria global de la izquierda con nueve escaños frente a ocho del PP. Los socialistas a los que daban por muy derrotados en la provincia y en la capital, resistieron numantinamente con un resultado muy honroso al obtener siete escaños. Ello ha llevado una carga de optimismo al PSOE malagueño, clave en el organigrama andaluz, y de paso ha hundido en la depresión neurótica a los populares malacitanos que echan cuentas y ven como si esos resultados se repitieran en las elecciones municipales, los socialistas recuperarían instituciones claves como la Diputación, ayuntamientos importantes e incluso harían perder la mayoría absoluta a Francisco de la Torre en la capital.

Rumores de crisis interna
Por eso en los cenáculos políticos se especula con que ya existen focos de descontento con el aparato provincial del PP encabezado por el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, hombre muy afín a Javier Arenas hasta tal punto que de haber accedido éste a la Presidencia de la Junta de Andalucía, una consejería, previsiblemente Turismo, iba a ser ocupada por él. De momento deberá esperar.

Los votantes del PP “cabreados”
No ha extrañado por tanto las críticas declaraciones del alcalde de Mijas, Angel Nozal, persona no ligada al aparato provincial ni regional, que ha afirmado que las elecciones han demostrado que numerosos votantes nuevos del PP “están cabreados” con el Gobierno de Rajoy. También ha manifestado sus discrepancias con la Ley de Reforma Laboral así como su falta de oportunidad al haberla aprobado en plenas fechas electorales.

Esperanza Oña critica la campaña electoral de su partido
Pero lo que más daño ha hecho tanto al PP malagueño como al andaluz, son las críticas sin ambages dirigidas a la campaña electoral del PP-A por parte de la portavoz del PP en el Parlamento andaluz, Esperanza Oña. La también alcaldesa de Fuengirola ha criticado la estrategia electoral de su partido calificándola de haber tenido un “perfil bastante plano” y censurando el hecho de que “debió tener más tono”. Estas palabras solo se pueden entender como una inculpación directa a las direcciones regional y provincial del Partido Popular.

Un PP desmovilizador
Esperanza Oña, la eterna aspirante a suceder a Javier Arenas,  ha ido más lejos y ha censurado la escasa estrategia movilizadora de su partido al “no querer activar la izquierda cuando hemos visto que la izquierda se ha activado sola ante la posibilidad de mayoría absoluta del PP”. La dificultad de Oña de desmarcarse de Arenas y del aparato del partido estriba en que ella ha sido “salsa de todos los perejiles” del PP andaluz y fue nombrada precisamente por Arenas, portavoz parlamentaria. Tal vez la renovación se halle en otros lares de otra generación inferior y no en los actuales dirigentes como ella.

Aviso a Oña desde Sevilla
En todo caso desde la dirección regional de su partido, el Secretario de Organización, Antonio Sanz, le ha contestado que están “muy orgullosos” de la campaña electoral de Javier Arenas y le ha dirigido un mensaje directo tras decir que él no recuerda “una campaña con un tono más elevado que la última”. De manera despreciativa hacia la alcaldesa de Fuengirola, Sanz ha finalizado su respuesta manifestando en alusión a Oña que “luego cada uno que tome nota como quiera, pero esa es la realidad”.

Siguen las críticas en Twitter
Oña tras sus declaraciones criticando la campaña ha vuelto a entrar en la polémica desde su propio Twitter. En respuesta a un tuit en el que se le preguntaba si la polémica era sinónimo de estar postulándose como sucesora de Javier Arenas, ha contestado con un agrio “creo que el Gobierno central tiene que explicar sus medidas. Sólo eso”.

Los comentarios en este artículo están cerrados.